“Recibimos información, herramientas y contención”

Empresa: Greca. Sector: Diseño sustentable

Lucas Campodónico, socio fundador Greca, comentó que “cuando uno empieza y no sabe cómo hacer las cosas, es muy valiosa la experiencia de otros como guía” y que, en ese sentido, la experiencia de su empresa con el PPE “fue muy rica”.

Greca “es una empresa de diseño sustentable que trans- forma desechos industriales de fábricas de botones en objetos de diseño y accesorios de moda. Nuestros objetivos –explicó- son generar conciencia ambiental, demostrar que la basura es materia prima y estimular el consumo responsable”.

“Para nosotros participar de mi primera exportación fue una experiencia muy rica. No solo obtuvimos información y herramientas para poder exportar de una manera más eficiente, sino que además encontramos contención” porque “cuando uno empieza y no sabe cómo hacer las cosas, es muy valiosa la experiencia de otros como guía”, expresó.

Campodónico contó que los principales clientes de Greca “son las empresas con políticas sustentables. En ese momento vendíamos únicamente a empresas establecidas en la Argentina –dijo- y era impensado que pudiéramos hacer ventas mayoristas a empresas en el extranjero”.

“Seriedad, organización y herramientas de gestión”

Empresa: Dahme SRL . Sector:Fabricación de calzado femenino.

El Lic. Mariano Mayo, Socio Gerente de Dahme SRL, valoró especialmente los aportes que su participación en el PPE le hicieron tanto a su formación profesional como al desarrollo sustentable del negocio que conduce. Dahme, constituida en el año 2005, se dedica al diseño y fabricación de calzado femenino de alta gama para su marca propia Donne y para algunas de las principales marcas de indumentaria y calzado de mujer.

“Si bien hoy las condiciones macro hacen difícil tener una oferta exportable tentadora, el programa me presentó herramientas de gestión como desarrollo de costos, logística y negociación que me dan el marco de conocimientos y me preparan para la hora que las condiciones de mercado presenten oportunidades para el industrial argentino”, manifestó Mayo.

El ejecutivo encomió el programa cumplido en Barcelona, donde dijo que afirmó “la seriedad del PPE. La capacitación me pareció muy buena y la organización, de excelencia”.

“El PPE cumple con excelencia tanto en los programas de capacitaciones como en el asesoramiento personal que brinda a las empresas que nos acercamos. Sus profesionales ponen mucha pasión y vocación en eso de acompañar a los emprendedores en el difícil proceso de insertarse internacionalmente”, valoró.

“Exportar era una utopía”

Empresa: Jodafth Sector: Artículos para deportes extremos

Ariel Molbert y Pablo Kreseler, socios gerentes de Jodafth, empresa que produce y comercializa fundas, mochilas y otros artículos para deportes extremos, coinciden en que “gracias al constante asesoramiento del Programa Primera Exportación, la utópica idea de exportar fue tomando forma en poco tiempo, a tal punto de sentarnos –dicen- a negociar con importadores europeos y latinoamericanos con amplias posibilidades de concretar nuestras primeras ventas al exterior”.

Los socios manifiestan que con la capacitación recibida en el PEE adoptaron “una visión integral del negocio. Mejoramos nuestros sistemas de producción –añaden- y orientamos los procesos en pos de la permanente búsqueda de agregar valor en nuestros productos, ya no solo pensando en el mercado local sino dirigiendo las acciones hacia la internacionalización de nuestra empresa”.

“Participar es fructífero, independientemente de la intención de exportar”

Empresa: Metanoia. Sector: Desarrollo y gestión de programas de Responsabilidad Social Empresaria (RSE)

Martín Isola, ejecutivo de Metanoia, hizo una mirada muy particular del PPE, que es la de quien participó “independientemente de tener o no una intención de exportar en la actualidad”. Y su conclusión fue terminante “fue muy fructífero”, dijo, porque “participar permite abrir la cabeza y comenzar a concebir negocios ya no locales, sino globales”.

Metanoia es una empresa argentina, fundada hace 15 años, dedicada al desarrollo y gestión de programas de Responsabilidad Social Empresaria. Desde su modelo de gestión sustentable, ofrece servicios y productos, cuya meta es siempre la configuración de negocios sustentables. Brinda a sus clientes servicios integrales de comunicación responsable, programas para público interno, promociones, proyectos y kits educativos, desarrollo de productos y eventos neutros, entre otros.

Isola dijo que en el PPE encontró “servicios y productos de empresas con mayor experiencia y trayectoria, con las cuales la existen múltiples alternativas para generar vinculaciones y transferir tecnología y know-how, enriqueciendo los negocios recíprocamente”.

“La sinergia resultante de complementar nuestras debilidades con sus fortalezas y viceversa no haría más que construir negocios exitosos y sustentables por donde se los mire”, comentó.

Finalmente, expresó que “para Metanoia mirar lo que sucede en países con sólidos y avanzados conceptos de Responsabilidad Social Empresaria y Sustentabilidad es siempre inspirador y productivo”.

“Vistiendo a un perrito en la crisis del 2001 encontró su destino en la exportación”

Empresa: Lina´s Choices. Sector: Artículos y accesorios para mascotas.

En plena crisis del año 2001, llegó a la vida de Claudia P. Fabrykant una perrita demandante de cariño.”Casi sin querer, y siempre jugando, empecé a vestirla y a fabricarle diferentes atuendos y accesorios para darle seguridad y hacerla sentir una diosa”, dice

Claudia hoy, convertida en exportadora de su propia empresa Lina´s Choices, dedicada a la fabricación de artículos y accesorios para mascotas. Poco después se conectó con el PPE, interesada en los cursos para empresarios y ayuda a la exportación. “Empecé a tomar todo curso que me enseñara y me encaminara como empresaria ya que la mía siempre había sido una formación profesional”, dijo.

Claudia reconoció que en el PPE la apuntalaron en su decisión de llevar adelante su proyecto. “Nunca me dejaron renunciar”, dijo, aunque reconoció que “los comienzos son siempre difíciles y más aún cuando se trata de algo que era casi desconocido hace 10 años: vestir, enaltecer y lucir a nuestras mascotas”.

“Una cosa siempre lleva a la otra y como dice Serrat, ‘…Caminante no hay camino, se hace camino al andar…’. Y así, caminando por la vida, tuve la oportunidad de asistir a varias Ferias de artículos y accesorios para mascotas. En una de ellas, en Nuremberg, Alemania, conocí a gente del rubro interesada en importar mis productos, que son todos de cuero, artesanales”, contó.

“Cuando esa gente me hizo la propuesta, me temblaron las piernas… ¿Cómo iba a hacer para exportar? ¡No sabía ni cómo empezar…!”, exclamó.

“La solución me la dio el PPE, donde “me tomaron de la mano y me ayudaron a atravesar ese momento sublime pero difícil que es la exportación. Exportar no es tarea sencilla –observó- pero no es imposible y bien vale la pena porque uno crece como persona y como empresa”.

La conclusión de Claudia es que la exportación “amplía los horizontes, nos hace investigar y nos ayuda a crecer en nuestra fabricación ya que nos vemos exigidos a mejorar todo el tiempo y en cada detalle: tenemos que mejorar los insumos que utilizamos para ser más competitivos y, por lo tanto, el producto terminado resulta muy superior. Al mismo tiempo nos piden cosas nuevas para nosotros que se utilizan en otras tierras porque tal vez estén de moda allí y debemos involucrarnos y aprender todo el tiempo. Nuestro pensamiento pasa de ser nacional a internacional. A partir de entonces –finaliza-, siempre estoy tirando lazos y golpeando puertas… bien vale la pena ya que alguna nueva siempre se abre”.

“Ejercicios que parecían un juego son los que se aplican en el alto comercio internacional”

Empresa: Traforlog SRL. Sector: Servicios de comercio internacional

Traforlog no es una empresa nueva ni ha realizado en estos años su primera exportación. Tiene vasta experiencia -35 años- ofreciendo un servicio integral en todas las áreas competentes al comercio internacional.

Sin embargo Javier Miholvicevich, su presidente, cuenta que la participación de Traforlog en el PPE ha enriquecido la experiencia de la empresa al haber tomado “contacto con pequeños emprendedores que buscan eficientizar su cadena de comercialización. El compartir las experiencias tanto locales como en Barcelona con un grupo de emprendedores sumamente talentosos, ha sido muy positivo”, dice. Y sobre los resultados para otras empresas participantes, es enfático: “huelgan las palabras, hay resultados a la vista que no dejan de asombrarnos”.

Javier dice que al cabo de su participación en el PPE, en lo profesional ha podido transmitirles a sus clientes “los conceptos básicos de las nuevas formas de vender en el mundo. La experiencia en Barcelona ha sido de grandísima utilidad, y los ejercicios sobre negociación que parecían un juego –subraya- los he vivido en tratos que debieron realizar algunos clientes con importadores de otros países, sobre todo asiáticos”.

Por último el directivo de Traforlog, que participó de dos misiones a Barcelona, reconoce que todavía tiene pendiente desarrollar más la relación “con los dos grupos humanos tan heterogéneos” con los que compartió experiencias, “para aprovechar su gran potencial empresario y abrir nuevos caminos”.

“Aprendimos que para hacer negocios con europeos hay que hacerlos a la europea”

Empresa: Comercial Brasa SRL Sector: Consultora de Marketing Estratégico

Jorge F. Sarasqueta, socio de la consultora de marketing estratégico Comercial Brasa, manifestó que la participación en el PPE le permitió comprender dos grandes conceptos: que para exportar a Europa la oferta debe tener valor agregado conforme a sus necesidades y que hay que adaptatse a sus métodos y condiciones de negociación, que “son más sanos”.

Comercial Brasa SRL, fundada en el 2004, se especializa en alinear a las empresas con el mercado, generando en el proceso valor agregado y rentabilidad. Sarasqueta dijo que “aunque nuestros padres o abuelos hayan sido europeos y nuestro aspecto exterior sea muy similar, nuestras realidades de mercado son muy distintas y los productos o servicios que ofrecemos internamente no satisfacen sus necesidades.

Por ello si no adaptamos nuestra oferta de exportación con valor agregado a sus necesidades, vamos a seguir exportando únicamente materias primas”. Asimismo observó que “la forma en que hacen negocios en Europa es a la europea” y que “para negociar con ellos hay que adaptarse a sus métodos y condiciones, que son más sanos que los nuestros”.

“Gracias a haber comprendido estos conceptos, logramos negociar exitosamente la representación de una empresa holandesa”, informó el consultor

“El curso en Europa nos hizo entender nuestras posibilidades”

Empresa: Unpar SRL Sector: Fábrica de calzado de seguridad

Unpar SRL es una PyME familiar que comenzó sus actividades hace 38 años fabricando mocasín legitimo en un pequeño taller ubicado en el mismo terreno donde vivían sus propietarios. En 1976 comenzó a fabricar calzado de seguridad con 3 operarios y hoy ya son más de cincuenta, trabajando en una planta de casi 2000 metros .

Mauricio Pardo, Gerente General, manifiesta que la fábrica “cumple con estándares internacionales de calidad y certificaciones de producto. Nos estamos preparando para este nuevo desafío que es exportar –agrega- y para ello fundamos junto con otros empresarios un consorcio de exportación: Walk Argentina”. Pardo dice que con ese propósito, decidieron “dar un paso más: un curso en Europa, que en principio sonaba raro; en Barcelona, lo cual sonaba sonó mejor, y con contactos para exportación, por lo que, final-mente ‘compré’”.

El empresario dice que fue una “gran experiencia asistir al curso en la Universidad Pompeu Fabra, alejándonos de nuestra cotidianeidad, de nuestras familias y obligaciones, lo que nos permitió ver y absorber todo desde otro lugar, consiguió romper nuestras estructuras, compartir momentos impensados, descubrir otra cultura, entender nuestras posibilidades y atisbar lo que se viene”.

Pardo tiene claro ahora cuál es el futuro “en un contexto económico complicado: emprender la difícil tarea de abrir mercados, con una formula casi mágica: trabajo, pasión y tesón”.

“El horizonte estaba próximo y no lo sabía”

Empresa: Dalí S.A. Sector: Artículos de marroquinería y regalos empresarios

Ana Vannelli, Directora de Dalí S.A., aprendió las claves del comercio internacional en el PPE y ahora su PyME, que desde 1988 se dedica “al diseño, confección de agendas y marroquinería de alta calidad y regalos empresarios que desafían lo imaginable en cuestión de creatividad” se ha convertido en exportadora e importadora.

Vannelli, que desde hace 23 años es directora de Dali, afirma que la empresa tiene “una excelencia imposible de comparar a la hora de cumplir con los plazos de entrega y una fidelidad de nuestros clientes difícil de encontrar en estos tiempos”.

“El programa me clarificó todas las dudas sobre cómo exportar. Me dio la base adminis-trativa de cómo hacerlo”, asevera. Asegura entonces que esto la ayudó a “abrir un horizonte que estaba próximo y no sabía cómo abordarlo. La globalización y los 90 nos enseñaron que no estábamos solos”, dijo. Y el PPE “nos enseñó que nosotros también podíamos y esto cambió para siempre nuestro pensamiento sobre los mercados internacionales”.

Vannelli comentó que la “mentalidad exportadora” la ayudó a “ampliar el horizonte de la empresa, dando mayores márgenes de ganancias, flexibilizando conceptos ante personas de formaciones distintas y lejanas; aprendiendo y enseñando nuevas reglas de comercialización. Preparándonos para un mundo globalizado, mas allá de la región. Hoy -dice orgullosa- so-mos una empresa importadora y exportadora”.

“Nos abrieron el pensamiento, y eso que ya tenemos 80 años”

Empresa: Fainalind SRL. Sector: Alimenticio.

Javier Moreno asegura que para Fainalind “hay un antes y un después del PPE, y eso que la empresa tiene 80 años, porque el programa les “abrió la cabeza en cuestiones del pensamiento, especialmente del pensamiento argentino”.

Fainalind es empresa líder en la producción de harina de garbanzos para preparar fainá. Moreno, que es gerente comercial de la firma, afirmó que “el programa brinda herramientas para lograr el cambio de paradigmas” y sintonizar con el “mundo, que piensa y hace negocios de manera muy distinta a lo que hacemos nosotros en forma local”.

“Más allá de nuestras limitaciones el programa nos hizo pensar en grande. De otra manera no nos hubiésemos atrevido a cruzar el Atlántico para ir a negociar a Europa”, destacó.